5 pasos para realizar un logotipo perfecto

publicado en: Diseño & Imagen Corporativa | 3

No existe el logotipo perfecto, existe el logotipo que más se ajusta a las necesidades de una empresa. Para crear un logotipo que represente plenamente una empresa es necesario tener en cuenta 5 pasos.

1. Conocer la empresa:

El primer paso es conocer los rasgos esenciales de la empresa que nos ha comisionado el logotipo:

  • Misión: ¿cuales son los motivos por los cuales existe la empresa?
  • Target: ¿cuales son los principales clientes de la empresa? ¿cuales son sus principales productos y servicios?
  • Valores: ¿cuales son los principios y valores de la empresa?

2. Estudio de la competencia:

Otro paso importante es la análisis de la competencia. Estudiando la imagen corporativa de nuestros directos competidores, podremos elaborar originales estrategias de comunicación visual con el objetivo de diferenciarnos de la competencia y destacar. Esta fase presupone un reto: a la hora de establecer las estrategias más adecuadas para diferenciarnos de la competencia, tenemos que tener bien claro cuales son las áreas semánticas de nuestro sector, para no correr el riesgo de salir del contexto (o sea: la creatividad sin control no sirve de nada).

3. Cuidar los detalles del logotipo:

Para comunicar la esencia de nuestra empresa a través de signos gráficos es necesario:

  • que el logotipo se pueda memorizar de manera fácil e inmediata
  • que la percepción visiva del cliente pueda captar a través del logotipo los valores de nuestra empresa
  • el logotipo tiene que ser  versátil y reproducible en diferentes formatos y soportes (papelería personalizada, rotulación de vehículos, páginas web, lonas publicitarias, flyers y folletos, uniformes..).
  • que el logotipo sea reproducible en escala de grises y en negativo.

4. Un logotipo es para siempre (casi):

Para asegurar la longevidad de nuestro logotipo es necesario evitar las tendencias del momento. No debemos enjaular nuestro logotipo en esquemas típicos de una época más bien tenemos que buscar la sencillez en las formas. Evitar las tipografías anticuadas y elegir fuentes tipográficas simple, clara, robusta y sin serif.

5. Encuestas:

El proceso de creación de un logotipo finaliza con el feedback con el público. Hemos acertado si el público encuestado obtiene una impresión exacta sobre la actividad de la empresa a través de su logotipo.

Francesco Garofano/DISSENART